Crítica Del 1x05 "Stoppable: Requiem For An Airdate" De The Good Fight: Somebody Said Elsbeth Tascioni?

14/3/17

La semana pasada, el capítulo de The Good Fight no me convenció mucho. Le faltaba “algo”. Sin embargo, este ha sido mucho mejor, tanto que me ha tenido dando palmas la mayor parte del tiempo. Si quieres enterarte de lo que ha pasado, no dudes en seguir leyendo.

LA DIGNIDAD
El ambiente en The Good Fight se está agitando por momentos y cada uno de los personajes va a recibir su parte de agitación. Uno de ellos es Diane. Lockhart tiene pendiente pagar su parte de la contribución como nueva socia de Reddick, Boseman & Kolstad, cosa que ya se ha encargado Barbara de recordarle. Me ha gustado mucho el detalle que tiene esta al decirle a Adrian que parece que ella tiene que encargarse siempre del trabajo sucio y de que la pinten como la mala mientras él se va de rositas y disfruta de los juzgados. ¡Olé tu coño, tía! Y, sinceramente, tiene toda la razón del mundo. No hemos visto a Barbara en los juzgados pero sí a Adrian y varias veces. Tía, es TU momento. Cómete ese juzgado YA. Kolstad le dice a Lockhart que o paga en una semana o se va a convertir en una consultora. ¡Toma ya! No lo voy a negar, me ha parecido un movimiento estupendo. ¿Lección de humildad? A lo mejor, pero ya sabemos que la humildad en Diane Lockhart no existe en absoluto. Si no, sólo hay que ver el final del capítulo, lo único que me ha rechinado. Volvemos a la misma jugada de siempre, a la de los clientes TOP y a todo el dinero que “yo” voy a traer. Es una jugada ya muy conocida – hola, final de la quinta temporada y principio de la sexta de The Good Wife – y no iba a pasar la ocasión de recordárnosla. Neil Gross se encuentra con Diane casualmente y le dice que no está muy feliz con su nuevo bufete así que, tras toda la lucha por el caso de esta semana – el episodio colgado en Internet por su guionista, un calco de un caso real con Law & Order: SVU – y que va contra Trump, decide que por qué no darle una oportunidad a Reddick, Boseman & Kolstad. Con este as bajo la manga, Diane decide que no puede animar a Gross a venirse al bufete si ella es sólo una consultora. Así que, con todo su toto, les dice que su contribución va a salir directamente del anticipo de Chumhum y que va a ser – por todo su coño, recordemos – finalmente socia mayoritaria, por lo que habría que cambiar el nombre del bufete – porque no se han cambiado los nombres de los bufetes suficientes veces –. Mirad, NO. NO, NO Y NO. ¿Por qué a las protagonistas de esta serie (también hablo de The Good Wife, aquí meto a todo el mundo en el saco) les tiene que salir todo bien? ¿Por qué no hay sufrimiento? Siempre hay una salida, siempre hay un salvador, siempre hay un as bajo la manga. ¡¿POR QUÉ?! Los Kings quieren atenerse a la realidad. Bueno, pues ESTO NO ES REAL. ¿De verdad pensáis que a una sexagenaria le darían un curro cuando es veneno? ¿De verdad pensáis que este as bajo la manga existe en el mundo real? También se puede trasladar al caso de Maia. ¿De verdad pensáis que si te despiden de un sitio, tu madrina te lleva de enchufe a un bufete en el que la acaban de contratar? Entiendo que toda historia tiene su parte de ficción y su parte de realidad, pero aquí la parte de ficción parece el mundo ideal y, amigos, ya Disney nos ha arruinado mucho la vida para que me la siga arruinando el matrimonio King. Esos momentos de Diane mirando la pantalla de su ordenador buscando un nuevo piso han sido para NADA. No hay sufrimiento, ya no tiene por qué cambiarse de casa. Como personaje femenino potente, me parece muy bien que consiga lo que quiera pero, sinceramente, no puedo con Diane últimamente. Mi pasado con ella me pesa y más si veo que da igual lo que pase, ella va a tener siempre una salida o un salvador que la rescate. ¡Ugh!

Diane es profeta de la religión de la Florrick:
dale al vino en cuanto puedas
Respecto a la parte sentimental de Diane, la llamada telefónica de la semana pasada ha tenido sus consecuencias. Kurt se ha pasado por su oficina con la excusa de que necesita ayuda con su presentación. Con unas copas de vino entremedias, Diane le recomienda que explique las cosas de la manera más sencilla posible para que todo el mundo pueda entenderle. Esto le lleva a un gran éxito y que, finalmente, le dé un buen morreo porque mira, la vida son dos días (o varios, en el caso de Diane porque tiene mucha suerte) y en alguno habrá que morrearse. Cuando Kurt se entera de que su todavía esposa está buscando un nuevo apartamento, este le propone que se vayan a vivir juntos, a lo que ella lo rechaza. “Lo de anoche estuvo bien pero tengo que irme a trabajar”. Diane quiere salir sola del paso, cosa que apoyo, pero realmente tiene su salvador llamado Neil Gross y sus 58 millones de dólares para costearse su contribución como socia y, además, poner su nombre en el membrete, así que sola no ha salido realmente del paso. Entiendo que Diane no quiera irse a vivir con Kurt. Le daría a este ciertas esperanzas en cuanto a su matrimonio y, aunque ella tenga algunas dudas, no quiere volver a lo de antes por el momento. Hay mucho dolor ahí y hay que sanarlo poco a poco.

TE QUIERO TANTO, ELSBETH
Respecto a Maia, ha habido un cambio en relación con el caso de su padre. Mike Kresteva ha estado tocando un poco los cojones – no hay otra forma de decirlo – y ha decidido seguir las noticias falsas que están sacando los medios para apretarle un poco los tornillos a nuestra chica. Maia, hay que decirlo, se ha sabido defender bastante bien, pero que Kresteva esté husmeando conlleva ciertas consecuencias hacia el bufete – lo veremos más adelante –. Mike no sólo habla con Maia, sino también con su padre, Henry, del cual posteriormente sabemos que ha salido de la cárcel bajo fianza. Es un detalle que extraña a su hija pero a nadie más, aparentemente. Lo bueno viene a continuación. Debido a que Kresteva ya se está metiendo con el bufete, Lucca decide recurrir a la única e inigualable Elsbeth Tascioni para sacarlos del apuro – ¿os habéis dado de cómo han esquivado la respuesta a ese “¿qué tal le va a Alicia?”? No es la primera vez que lo hacen – y empieza a indagar. Sólo puedo decir una cosa: Elsbeth, tía, que te quiero mil y que no cambies nunca. TE ADORO. El momento en el que se presenta en el restaurante y se empieza a asomar con una sonrisa a Kresteva es para ponerle un monumento. ¡Por casi se me saltan las lágrimas de la emoción! Buah, que la quiero con todo mi corazón y mi alma. El bombazo sobre Mike y el padre de Maia es que Elsbeth llega a la conclusión de que Henry podría estar a punto de delatar a su hija y que, por eso, aparte de estar dando nombres de esa lista – recordemos que son clientes VIP a los que les hicieron un trabajillo ilegal –, podría terminar dando el suyo para aligerar su pena. ¡ES MUY FUERTE! ¿Os imagináis que todos se la juegan a todos en la familia Rindell? Si esto termina siendo más enrevesado y es un “sálvese quien pueda antes de que te apuñalen por la espalda”, a lo mejor sois testigos de cómo aplaudo con la orejas. Sobre Elsbeth Tascioni, ¿qué puedo decir más? Que me encanta cómo su mente trabaja y cómo se gana a la peña. Eso de ganarse a la mujer de Kresteva, comer y beber con ella en su casa me ha parecido magistral. ¡Y la cara de él cuando le enseña la grabación! Ya sabía yo que la Tascioni no iba a perder la oportunidad de grabar esa conversación y devolvérsela a ese capullo. ¡Menuda ídola está hecha! Ains, cómo la quiero – siento ser pesada pero este spin-off vale mucho por verla de nuevo –.

♥ ¡Os como la cara a los dos!
¡Sois unos cuquis! ♥
¡El día ya llegó! La cita de los batidos entre Lucca y Colin ya está aquí, pero no sin antes con un precedente que vale mucho la pena comentar. Morello llega al juzgado y ve a Lucca en acción, preguntando a un testigo. Los gestos de ambos son para enmarcarlos, uno por ver cómo anima a la otra a mostrar todo su potencial y a la otra por brillar en sólo cinco minutos. ¡Son tan cuquis que me los como! La conversación entre ambos se pone más íntima de lo normal diciéndole Colin a Lucca que han hablado mucho de él pero nada de ella – otra vez ese tono de flirteo –. Ella le dice que no tiene amigos – algo que ya sabíamos desde la séptima temporada de The Good Wife – y él se derrite y la besa. ¡Saltan hasta las alarmas de los coches! Terminan acostándose – ¡cómo no! No esperaba menos – y Lucca se abre un poco con él. Le habla de Alicia Florrick sin decirle su nombre, de su “todavía” amistad y de que no le gusta que le hagan daño, cosa que siempre viene por parte de las mujeres. Ya intuíamos que algo había pasado entre Alicia y Lucca y ahora nos confirma que así ha sucedido, pero todavía seguimos entre las sombras intentando descubrir qué ha pasado de verdad. Aunque no eche particularmente de menos a Alicia, no puedo negar que siento curiosidad por saber dónde está, qué ha pasado con ella y entre ella y la gente que tenía alrededor como Lucca. Espero que en algún momento lo descubramos.

En general, ha sido un episodio que me ha encantado. Me he reído, ha tenido momentos muy cuquis, conocemos un poco más a Lucca, ¡Elsbeth Tascioni ha vuelto, amigos!, pero no puedo pasar por el aro con el final del capítulo. Lo siento, pero ahí se me ha ido toda la alegría. Parece ser que Tascioni va a ser nuestra heroína para quitarnos del medio a Kresteva y la vamos a tener ¡en dos episodios más! Creo que voy a llorar de la emoción. Con este quinto capítulo, llegamos al ecuador de la temporada y seguro que se avecinan nuevas curvas. La trama de Maia se está poniendo candente y, si realmente es una puñalada trapera de todos hacia todos, me voy a ir preparando las palomitas para disfrutarlo.

Por mi parte nada más excepto animaros a que dejéis vuestros pensamientos, sentimientos o cualquier cosa que se os haya pasado por la cabeza al ver el episodio. Siempre es un placer leer lo que pensáis y poder comentarlo por estos lares.

¡Hasta la semana que viene!

P.D: ¿En serio que el primer abogado al que recurren se ha puesto a rapear delante de ellos? WHAT. THE. FUCK. Me he quedado muerta al verlo – y también me he echado unas risas –.

P.D.D: ¿Habéis visto qué buen rollo hay entre Marissa y Neil Gross? No había visto tan hablador ni tan contento a este señor en muchísimo tiempo.

P.D.D.D: ¡¿DÓNDE ESTÁ AMY, LA NOVIA DE MAIA?! Te queremos de vuelta. Por favor, vuelve.


Irene (@MissSkarsgard)

8 comentarios:

  1. Cómo echaba todo esto de menos Irene!!!! Grandísima Elsbeth! Cómo me he reído con ella, con sus cambios de tema, su aparición estelar jodiéndole el pincho a Kresteva y con sus trucos bajo la manga como siempre. Qué alegría verla de vuelta :)

    Y cómo me he vuelto a reír con tu review. Si es que tienes razón, Diane tiene una flor en el culo, qué folla de encontrarse con Gross en el bar y que casualmente quiere cambiar de bufete. Qué bien le ha salido la jugada, igual ni siquiera tiene que rebajarse a vivir en un apartamento de 2 habitaciones y un baño, no sea que le incomode el toto ¬¬

    Te juro que por una milésima de segundo pensé que el abogado rescatador iba a ser Alicia. Y durante la siguiente milésima de segundo pensé... buah, de ser así lo habría visto ya por Internet... lo siguiente fue venga ya, ni de coña se acerca la Margulies a hacerles el favor... y cuando dijo excéntrico? No sé qué palabra usó Lucca... casi me pongo de pie a aplaudir. No podía ser otra!!! Me fijé en cómo esquivan constantemente responder a la pregunta QUé ha sido de Alicia. Muy sutil. También por un segundo pensé, con la emoción, esta tía se merece un spin off... y después me refuté a mí misma: sería bastante cansado verla en este plan de forma constante.

    Se está poniendo MUY interesante. Seguirán tirando del tema político versus Trump o se centrarán más en el caso Rindell? El hecho de que hablara tanto de un bufete que supiera pelear me hizo reflexionar sobre si hay 1 Good Fight o hay varios sobre la mesa. Estaría bien porque los King manejan este tipo de tramas políticas y de conflictos de intereses muy bien. Pero también es cierto que el tema Rindell es una bola de nieve que crece con la intervención de Kresteva. Qué tonta parece la madre de Maia ¿no? Tiene toooda la pinta de ser la típica persona cheerful que se hace la tonta pero que no da puntada sin hilo. Cuánto apuestas...

    PD: penoso el abogado rapero.

    PDD: ahí hay tema eh, a Marissa y Neil Gross se tiraron miraditas descaradamente!!! También me fijé!

    PDDD: si te digo que ya ni le pongo cara a Amy...

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias por tu comentario, Petrushka! Siento el retraso. Últimamente no me da la vida para todo.

      Elsbeth es la alegría de nuestras vidas. Creo que vamos a empezar un grupo de adoración hacia ella en breves. Lo veo xD

      Gracias por reírte con mi review. Me alegra eso. A veces, tanto TGW como TGF pecan de fantasiosas que da gusto. ¿Que lo quieren justificar con el "estar en el lugar adecuado en el momento adecuado"? Podrían, pero tantas casualidades juntas me parece surrealista. En el caso de Diane, este tipo de situaciones tan convenientes no me permite mejorar o solucionar mi relación con ella. No consigo empatizar y, para mí, eso es un problema grave.

      Los King dijeron que tienen descartada la vuelta de Alicia, pero esos guiños y cómo esquivan la respuesta a su situación actual hace que mi hype por ello se dispare. Da la sensación de que está manteniendo un perfil bajo, que no se prodiga mucho, porque si estuviese haciendo campaña para gobernadora o algo de ese estilo, como quería Eli, nos habríamos enterado ya. En cuanto a Elsbeth, yo ya sabía que su aparición tenía que estar al caer porque va a tener un arco de 3 episodios, por lo que ha venido en el momento justo. Sobre lo del spin-off, a todos nos gustaría porque la amamos pero es lo que dices tú, lo cual comparto totalmente: tenerla mucho rato en pantalla podría ser cansado. Es un personaje excéntrico, muy especial, por lo que en dosis pequeñas, aunque nos quedemos con ganas de más, es la mejor dosis.

      The Good Fight hará lo que hizo TGW, seguirá tanto con la trama política relacionada con Trump como con el caso Rindell. La verdad es que sí, se está poniendo muy interesante y no tengo ni idea de por dónde va a tirar. No me gustaría que el padre de Maia vendiese a su hija, pero ya me espero lo peor. El caso de los Rindell es una bola de nieve, pero no sé si duraría más de una temporada tal y como nos lo están presentando. Si lo alargan tal como está yendo, me parecería demasiado, pero me preocupa qué se van a sacar de la chistera para la siguiente temporada. Estoy de acuerdo con lo que comentas de la madre de Maia. Ahí hay algo raro.

      P.D.D: a Marissa y Neil Gross creo que los he empezado a shippear xD

      P.D.D.D: ¿ya no te acuerdas de ella? Esa es razón suficiente para traerla de nuevo.

      ¡Otro abrazo para ti y disculpa la demora!

      Eliminar
  2. ¡Hola Irene! Vengo emocionadica perdida a comentar este capítulo porque ¡¡me ha encantado!! Y se lo debo en gran parte a Elsbeth Tascioni, todos sus momentos han sido momentazos, desde preguntar qué tal le va a Alicia y que por eso suene Alicia Keys (LOL), lo flipado que deja a Kresteva en el restaurante, y ya para mí lo mejor, la cara de tonto que le deja al repelente cuando le enseña la grabación donde amenaza a Elsbeth con ir a por ella personalmente. He aplaudido internamente, mucho.

    El caso también me ha gustado, muy de actualidad dando caña a Trump y a Julius por haberle votado (aunque sigue sin parecerme bien, en su trabajo no debería importar a quien vote). Lo más realista del caso es que lo ganen por uno de los tuits salidos de la nada de Trump, ese "señor" necesita un asesor de redes xD

    El momento flirteo en el juzgado entre Lucca y el ayudante del fiscal ha sido divertido a la par que adorable, y ver cómo se va dejando conocer un poquito ha estado bien, me han parecido muy adorables en el coche con la alarma sonando. En el lado opuesto de la adorabilidad están los padres de Maia, ¿han dejado caer que mamá Rindell se trajinó a tío Jax para hacerle cambiar de opinión y encima con el consentimiento del padre? Todo esto me ha parecido muy extraño, pero tampoco creo que el padre de Maia vaya a implicar a su hija, no sé por donde van a salir con esto...

    Y con respecto a Diane no me ha gustado lo altiva que ha salido de la sala en esa última escena. Debe dinero, ¿qué quiere que hagan los socios?, ¿perdonárselo? ¡Que reclame lo que es suyo a Ugh y cia! Además será a ella a quien conoce Gross, pero no se cambiará de bufete por ella, sino porque quiere un ejército de abogados peleones. Me parece que Boseman ha cedido muy rápido y que tiene razón Barbara y siempre le deja a ella los marrones. Por cierto, ¿se sabe quién es el tercer name partner? 4 capítulos le ha llevado a Diane conseguirlo.

    Toleraré que siga apareciendo Kresteva si a pesar de él sigue saliendo Elsbeth. Un abrazo y hasta la semana que viene :D

    P.D. Lo del abogado MC ha sido bastante patético. Y yo también pensé que Marissa y Gross (grose para mí) tenían feeling, que tenga cuidadín que en nada la tiene negociando el pre-nup xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias por tu comentario, Bellatrix! Siento el retraso en contestar; últimamente no paro de currar.

      Yo te diría que este episodio vale, en su mayor peso, por Elsbeth Tascioni. Me acuerdo de su despedida en TGW y lo mal que me quedé porque me pareció un horror, pero los King se han redimido por completo al traerla de vuelta. Me sigue flipando cómo funciona la cabeza de esta mujer, sus tejemanejes. Es la más lista de todos, pero ella lo esconde aunque el resto lo sabe.

      El caso ha sido un poco meta al hablar de series de TV en una serie de TV, pero me ha gustado. Estoy de acuerdo con lo que comentas, no debería importar a quién voten los empleados, sino su trabajo. Y lo de Trump, bueno, me parece un caso perdido. Si hay gente que gana casos por sus tuits, ¿bienvenido sea? No sé.

      Lucca y Colin son muy cuquis y a mí me tienen compradísima. Y, bueno, sobre los padres de Maia, ahí hay algo muy turbio. ¿El padre sabe lo de su mujer y su hermano y le parece bien? A mí esto me parece más un culebrón, sinceramente.

      Entiendo lo altiva que ha salido del despacho Diane, un triunfo es un triunfo, pero no lo comparto en absoluto. Me sigue pareciendo una mujer que no sabe dónde está su sitio. Recordemos que es una especie de apestada en el gremio y ya ha conseguido lo que quería: ser socia. Cuando te dan una oportunidad, muestras humildad y, con tu trabajo, vas escalando posiciones. En este caso, se escala posiciones por tu toto moreno y ¿todos contentos? No me parece normal. Yo aquí soy Team Barbara a muerte porque estoy muy de acuerdo con sus argumentos y su postura. A Boseman se le caen los calzones con la Lockhart y deja a su socia en la puta estacada, lo que me parece horroroso. Y bueno, Diane utilizando el dinero de Chumhum parece ya dar un triple con doble tirabuzón en este encadenamiento de casualidades a su favor. Vamos, que no tiene una flor en el culo sino un jardín entero. En parte, me ha recordado cuando utilizaron el dinero de la exmujer de Gross para sacar a Cary de la cárcel xD Cosas que me vienen a la mente. Las formas de Diane no me gustan en absoluto, hay algo en mí que me posiciona en su contra y, de este modo, no creo que nuestra relación se arregle por el momento.

      ¡Un abrazo y hasta la próxima review! (Siento la demora otra vez).

      P.D: Marissa y Gross son mi nuevo ship y sorry not sorry xD

      Eliminar
    2. Ánimo con los estudios y muchas gracias por pasarte siempre a contestar a nuestros comentarios, aunque muchas veces me salgan tochos como ese xD

      Eliminar
    3. ¡Muchas gracias! No te preocupes por la longitud, que no le tengo miedo a los comentarios largos. Simplemente que esta última semana ha sido movidita y no he tenido tiempo casi de respirar. Pero a ver si poco a poco se relaja el asunto.

      Eliminar
  3. Me arriesgo y apuesto a que cierto personaje aparece en el último segundo del último capítulo... y sí, ese personaje es Ali... ringgg perdón tengo que coger la llamada...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡LOL! Es que puedo hasta verlo: última secuencia de la season finale. Diane se encuentra con Alicia de refilón en *inserte un sitio random* pero sólo se le ve la peluca a esta. Fundido a negro. ¡Y, hala, a vivir que son dos días!

      Un saludo, Anónimo, y gracias por las risas :)

      Eliminar